Dos de los visados más populares para inmigrar a Estados Unidos son el L1 y el E2.

L1 - Ejecutivo Transferido.

La L1 se concede a personas físicas que han sido transferidas por sus empresas, como responsables de la explotación de una filial en EE.UU.. La empresa brasileña debe presentar pruebas de facturación, nóminas, historial, etc. Mientras el ejecutivo esté en Estados Unidos, la empresa brasileña debe seguir operando y generando beneficios con normalidad. La L1 debe renovarse periódicamente y, al cabo de cierto tiempo, con la empresa estadounidense también generando puestos de trabajo y resultados financieros, se puede solicitar la Tarjeta Verde.

¿Tienes doble nacionalidad? El E2 podría ser tu visado.

El E2 es un visado de inversor que se concede a los ciudadanos de determinados países que forman parte del Tratado de Comercio con los Estados Unidos. Brasil no forma parte de este acuerdo, pero si tiene nacionalidad italiana, alemana u otra (a consultar), puede solicitar el E2 para invertir en una empresa en Estados Unidos.

También se benefician el inversor, el cónyuge y los hijos menores de 21 años, aunque no tengan doble nacionalidad. El visado puede renovarse por periodos de hasta 5 años, pero la gran desventaja es que no da derecho a solicitar la Tarjeta Verde.

Como siempre recomendamos, consulte a un abogado de inmigración antes de elegir su camino.

¿Le ha gustado el artículo? ¡Sigue atento a nuestro blog! Quiere invertir en propiedad en Florida? Consulte la lista de casas en venta en Florida que hemos seleccionado para usted.