Para alquilar su casa de vacaciones, tiene que informar al mercado de que está disponible. Para ello, existen varios sistemas de anuncios de propiedades, en los que debes registrarla y anunciarla.

Saque muchas fotos, hable de las comodidades y atractivos de su vivienda. Recuerde que no tiene que convencer a los turistas de que elijan la zona, pero sí a ellos de que elijan su propiedad. Probablemente ya hayan investigado mucho y sepan lo que buscan en la zona. Lo único que queda por decidir es qué propiedad alquilar, y aquí es donde debe centrarse.

Investiga el mercado y analiza los precios que se cobran en la región por propiedades similares a la que ofreces.

Responder rápidamente a los contactos por correo electrónico o teléfono. Facilitar detalles.

Redacta contratos en los que se especifique lo que se incluye y lo que no, las normas, los horarios de entrada y salida, etc.

Ofrezca formas de pago seguras, como tarjetas de crédito, PayPal y otras.

En general, los propietarios exigen un depósito de seguridad (entre $150 y $200 de media) que sólo se devuelve una vez que el huésped se ha marchado y todo está en orden.

Las llaves pueden entregarse de distintas formas. Puedes hacer que alguien entregue las llaves personalmente, o establecer sistemas automáticos sin llave o un lockbox, una cajita que guarda la llave y además se abre con una contraseña.

Por último, tranquiliza a tus invitados y ponte a su disposición para ayudarles si lo necesitan.

¿Le ha gustado el artículo? ¡Sigue atento a nuestro blog! Quiere invertir en propiedad en Florida? Consulte la lista de casas en venta en Florida que hemos seleccionado para usted.